«EL TREN ENTRE SANTANDER Y BILBAO EN 40 MINUTOS ES UN SUEÑO COMO TAMBIÉN LO FUE LA A-8 Y LA A-67 Y SE HICIERON, PERO HAY QUE IR TODOS DE LA MANO», RECLAMA EL SECRETARIO DEL PRC EN CASTRO, JESÚS GUTIÉRREZ

 

El Secretario general del PRC en Castro Urdiales, Jesús Gutiérrez considera que el proyecto de línea ferroviaria oara unir en cuarenta minutos Santander y Bilbao, con paradas en nuestro municipio y Colindres, «es un sueño» pero al alcance de la mano si hay trabajo conjunto «y todos vamos de la mano».

En este sentido, no entiende que las primeras voces en contra del proyecto surjan de Cantabria cuando una obra similar es la que se propone para el corredor del Meditarráneo, que no levanta ese rechazo.

Gutiérrez ha hablado de la primera reunión técnica que tuvo lugar en febrero de 2018 en el hotel Las Rocas de Castro con dirigentes del PNV, entre ellos la Consejera de Infraestructuras Arantxa Tapias, su director de gabinete así como el Jefe de comunicaciones ferroviarias del País Vasco. Por parte del PRC, acudió el Consejero de Industria, Francisco Martín, sus directores de gabinete y el Director general de Sican, así como el propio Jesús Gutiérrez.
Una reunión de dos horas «muy cordial y de colaboración» donde hubo intercambio de información técnica del proyecto con la entrega de los planos de los que disponía Cantabria.
A juicio de Gutiérrez, este proyecto es vital para el futuro de nuestra región que debe mirar al País Vasco en materia de comunicaciones, tras haber fracasado el corredor del Cantábrico, por el alto volumen de vehículos -50.000- que a diario se desplazan hacia el País Vasco desde nuestra región.

Los vascos ya han confirmado su disposición a apoyar esta propuesta que debe contar con el visto bueno del Minsterio de Fomento.

Al respecto, entiende que se debe apostar por este proyecto ya que «en una década la comunidad que no tenga tren se va quedar aislada y yo no quiero que ni Castro ni Cantabria nos quedemos aislados».

En este sentido, reivindica el derecho de los cántabros a reclamar inversiones como lo hacen los vascos y los gallegos. «Es un sueño, si, pero como lo fueron la A-8 y la A-67, y hoy en día están construídas; lo que hay que hacer es ir de la mano todos porque el tren es el futuro para Cantabria». Una obra, reconoce, de larga ejecución y coste entorno a los 900.000 euros, pero que «algún día tiene que comenzar».

El recién reelegido Secretario local del PRC asegura que en estos últimos meses de legislatura seguirán estando muy cerca de los ciudadanos y espera que los asistentes a la asamblea del sábado difundan y trasladen el mensaje sobre la acción política de los regionalistas en el Ayuntamiento en estos cuatro años.