CON LA CONSTITUCIÓN EL PASADO MES DE NOVIEMBRE DE UN CONSORCIO PÚBLICO PRIVADO SE AVANZA UN PASO MÁS PARA DESARROLLAR UNA HIDROELÉCTRICA REVERSIBLE EN MIOÑO

 

EL PROYECTO QUE FUE PRESENTADO EN EL AYUNTAMIENTO HACE SEIS AÑOS, PREVÉ UNA INVERSIÓN DE 28 MILLONES DE EUROS

En octubre de 2012 se presentó a los grupos municipales este proyecto de central hidroeléctrica reversible que la empresa Hidrocaleras S.L pretende ejecutar en terrenos propiedad de la Junta vecinal de Mioño, con una inversión de 28 millones de euros.

El proyecto, se advirtió entonces, tendría una larga tramitación administrativa, se desarrollaría a través de un PSIR, un Proyecto singular de interés regional, cuya aprobación corresponde al Gobierno de Cantabria.
Responsables de la empresa dieron a los portavoces municipales todos los detalles de esta central, innovadora por emplear agua del mar para generar electricidad.

El proyecto contempla la construcción de un gran embalse, un túnel y una gran turbina para tomar el agua del mar, bombearla hasta la balsa y soltarla para generar en su caída hasta 50 megavatios de electricidad. Sería la segunda central hidroeléctrica del mundo de estas características – la otra se encuentra en Okinawa (Japón).

La tramitación administrativa, se dijo, podría llevar unos dos años y otros dos su construcción, donde se emplearía a 200 trabajadores. Una apuesta por las energías renovables y la creación de empleo que cuenta con el visto bueno de la Junta vecinal de Mioño, cuyos terrenos de las antiguas minas de Saltacaballo, Dícido y Setares son de su propiedad.

CONSTITUCIÓN DEL CONSORCIO

Pues bien, ahora se ha avanzado un paso más al haberse constituido un consorcio público privado integrado por:

• COBRA INFRAESTRUCTURAS HIDRÁULICAS (grupo ACS), líder en el diseño, construcción y operación de proyectos hidroeléctricos.
• El INSTITUTO DE HIDRÁULICA AMBIENTAL, organización para el fomento y apoyo a la investigación y el desarrollo de estudios de los ecosistemas acuáticos.
• La UNIVERSIDAD DE CANTABRIA, a través de su Grupo de I+D+i Laboratorio de la División de Ciencia e Ingenieria de Materiales (LADICIM), especializado en selección de materiales, procesos de degradación ambiental y evaluaciones de integridad estructural.
• CSM, centro tecnológico italiano perteneciente a la Sociedad Rina, especializado en la tecnología de los materiales, aporta su conocimiento y experiencia en actividades relativas a la protección contra la corrosión y protección medioambiental.
• El CENTRO TECNOLÓGICO CTC, con experiencia en el modelado y análisis de turbinas y tuberías así como en la selección de materiales y recubrimientos para evitar la corrosión marina y el biofouling.
• POYRY, compañía finlandesa de ingeniería y consultoría reconocida internacionalmente, especializada en ingeniería hidráulica, evaluación del impacto del cambio climático y gestión ambiental e implementación de Centrales de Almacenamiento por Bombeo.
• INDAR, perteneciente al grupo vasco Ingeteam, especializada en el diseño, ingeniería, fabricación y suministro de maquinaria electromecánica, electrónica y generadores para energía hidroeléctrica y convertidores.
• La británica HIGHVIEW POWER, especializada en el almacenamiento de energía de larga duración, con experiencia en controles e integración de este tipo de plantas en la red.
• El BANCO SANTANDER estará presente como observador, analizando los distintos modelos económicos y financieros, valorando su viabilidad.
• HIDROCALERAS S.L., promotor del proyecto.

Hidrocaleras es un proyecto de central hidroeléctrica reversible con agua marina, equipada con turbinas de 50 MW, escalable, en Mioño. “Un emplazamiento aceptado por las administraciones locales y regionales que pone en valor un lugar degradado, proyecto que ha sido declarado de Interés Regional por el Gobierno de Cantabria”, se destaca en el desarrollo de la noticia de la web de la empresa Cobra Infraestructuras Hidráulicas.

El proyecto de Hidrocaleras demostrará, afirman, “una innovadora central de almacenamiento y producción de energía, en cualquier momento requerido, basada en la disponibilidad y utilización de una fuente inagotable e incondicional como es el mar, desarrollando materiales y componentes aptos para su empleo y durabilidad.”

Se trata, explican, “de una experiencia piloto en Europa. Este desafío genera una oportunidad de posicionar a las empresas involucradas como líderes en el conocimiento y la utilización de esta tecnología, frente a los retos tecnológicos y las fluctuaciones que ofrece el mercado regulatorio”.

“El consorcio, del cual se ha informado previamente a las autoridades y cuenta con el apoyo institucional”, aportará experiencia y saber hacer en los respectivos campos de conocimiento, con la finalidad de investigar y desarrollar soluciones a los diferentes retos del proyecto.

Concursarán a distintas convocatorias nacionales y comunitarias en materia de energías renovables, almacenamiento de energía y transición energética para cofinanciar la investigación, el desarrollo y la construcción del proyecto Hidrocalderas.